55º Conferencia de Servicios Generales Argentina

El 23 y 24 de junio del presente año se estará llevando a cabo la 55º Conferencia de Servicios Generales de Argentina. La actividad tendrá lugar en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, y contara tanto con la

presencia de compañeros de todo el país, así como otros tantos compañeros de países hermanos que nos estarán visitando en ocasión a esta actividad tan importante para nuestra comunidad.

Un poco de historia de A.A. y la Conferencia de Servicios Generales 

Como todos sabemos, el comienzo de A.A. está marcado por la reunión del Dr. Bob con Bill el 12 de mayo de 1935. De esa reunión se formaron los primeros grupos, pero no había ninguna organización nacional. Tres años después, la Fundación Alcohólica se creó para coordinar la comunicación entre el creciente número de grupos y para recaudar fondos para la publicación de la primera edición del Libro Grande. La Fundación Alcohólica, con una mayoría de custodios no alcohólicos, se desarrollaría en la Conferencia de Servicios Generales en 1951 y se convertirá en la Junta de Servicios Generales en 1954.

Esta evolución se inicia públicamente en la primera Convención Internacional celebrada en 1950 en Cleveland, la convención que aprobó también las Doce Tradiciones. En abril de 1951 la primera Conferencia de Servicios Generales se celebró en Nueva York, orquestada por el Coordinador no alcohólico de la Fundación Alcohólica, Bernard Smith.

¿Por qué necesitamos una Conferencia?

En su discurso de apertura en la reunión de 1954, el fallecido Bernard Smith, no alcohólico, presidente en aquel entonces de la junta de custodios, y uno de los arquitectos de la estructura de la Conferencia, dio una atinada y elocuente respuesta a esta pregunta: “Puede que no necesitemos una Conferencia de Servicios Generales para asegurar nuestra propia recuperación. La necesitamos para asegurar la recuperación del alcohólico que anda todavía tropezando por las tinieblas a unos pasos de este salón.

 La necesitamos para asegurar la recuperación del niño que nace esta noche destinado al alcoholismo. La necesitamos para poder proporcionar, de acuerdo con nuestro Paso Doce, un refugio permanente para todos los alcohólicos que, en las épocas por venir, puedan encontrar en A.A. ese renacimiento que nos ha dado una nueva vida. “La necesitamos porque nosotros, más que nadie, somos conscientes del efecto devastador del ansia humana de poder y prestigio, y tenemos que asegurar que este impulso nunca invada A.A. La necesitamos para proteger A.A. contra el gobierno, mientras la defendemos de la anarquía; la necesitamos para proteger A.A. contra la desintegración, mientras evitamos la integración exagerada. La necesitamos para que Alcohólicos Anónimos, y sólo Alcohólicos Anónimos, sea el depositario de sus Doce Pasos, sus Doce Tradiciones y de todos sus servicios.

“La necesitamos para asegurar que dentro de A.A. los cambios se efectúen única- mente para satisfacer las necesidades y deseos de toda la Comunidad de A.A., no sólo de unos pocos miembros. La necesitamos para asegurar que las puertas de las salas de A.A. nunca se cierren con llave, para que en todo momento todos los que tengan un problema alcohólico puedan entrar en estas salas sin que nadie se lo pida y sentirse bien- venidos. La necesitamos para asegurar que Alcohólicos Anónimos nunca le pregunte a nadie que nos necesite de qué raza es, o de qué credo o cuál es su condición social.”

La Conferencia trata los temas propuestos por los Grupos de todo el país, a través de sus Representantes de Servicios Generales en las asambleas de Área, con la finalidad  de que el Delegado de cada Área proponga los temas que en consenso se consideren como necesarios para el crecimiento y sustento de nuestra comunidad como un todo en la CSG.